martes, 28 de julio de 2009

Un deseo de Dios


Hace unos dias en medio de una ajetreada semana y un calor intenso, deseaba tener un momento de descanso y beber algo muy frio.

Y en realidad todos hemos tenido un deseo, quizas no sea necesariamente un momento de descanso, pero si has deseado algo, un deseo tan intimo que pocos conocen.


Un deseo que pareciera hipnotizarte mientras descansas.
Un deseo que atrapa tu mente.

La Biblia nos enseña algo, Dios tiene un deseo.
Nos muestra que Dios, el gran Yo Soy tiene un deseo. Algo que cautiva su presencia y su corazón.

¿Acaso el Dios Todopoderoso no puede satisfacer este deseo por si mismo?.
Claro que El puede, para El todo es posible. Sin embargo es un deseo que satisface en nosotros. Es decir, agradamos a Dios cuando nosotros lo hacemos.

¿Cual es el deseo de Dios?

porque también el Padre tales adoradores busca (Juan 4:23)

Desea adoradores.

El busca adoradores en espiritu y en verdad.

Dios busca un adorador en ti

5 comentarios:

Paula Andrea dijo...

Es cierto.. hay muchos deseos y metas que trazamos y de momento se presenta una ansiedad que se debe llevar sujeta y cautiva en pensamiento a la obediencia de Dios.
Que deseo yo? ansiosa... quiero sr una muejr de una fe insolita...
y para Dios no hay nada imposible como tu lo dices..
Gracias por pasarte por mi blog... y ve o el tuyo muy lindo.. bendiciones amado cristiano...

mividasinmi dijo...

yo kiero saber cual es el deseo de Dios en mi vida...
se ke es bello
...lindo
lo ke escribes
te mando saludines
nos vemos
bye

¡Alguien Dispuesto! dijo...

El deseo de Dios para mi vida... Sé que será lo mejor para mi.. gracias! Dtb!

amigodcristo dijo...

Hola paz esté con ustedes, para saber su lugar, y la consolidación de la unidad en Cristo, nocrecimento de nuestra fe en Jesús la plenitud de su Espíritu Santo, que desea un buen fin de semana de gracia y la paz

[Neisser Benedetti] dijo...

Que buen mensaje...en estos días publiqué un articulo en mi blog titulado "solo entregale tu amor", basado en el Salmo 37:4 "Entrégale a Dios tu amor, y él te dará lo que más deseas"

Y ahora que leo tu artículo pienso que uno de los tantos deseos de Dios es que le busquemos con pasión, entrega y sin condiciones y él se encargará de nuestros deseos.

No lo busquemos solo porque él nos dice que es galardonador de los que le buscan, sino porque él es Dios, es nuestro Padre celestial y porque es digno de adoración...

Dios te bendiga!!!